Argentina pacta un rescate de 47.000 millones del FMI

Compartir

Lo que generó mayor temor entre la oposición fueron las condiciones de préstamo que podría plantear el FMI, pues en la crisis económica de los años 90 y principios del 2000, Argentina había roto sus relaciones con el Fondo luego de hacer una fuerte crítica a las condiciones exigidas.

Mario Blejer dijo que "es un programa abonable a las condiciones de la Argentina".

El Gobierno confirmó hoy que Mauricio Macri se encontrará con Lagarde en Quebec, Canadá, donde se desarrollará la cumbre del G7, que reúne a los principales mandatarios del mundo, evento al que la Argentina fue invitada por su presidencia en el G20.

En una conferencia de prensa, los economistas del Fondo, Alejandro Werner (Director para el Departamento del Hemisferio Occidental) y Roberto Cardarelli (encargado del caso argentino), ofrecieron un cuadro de la situación del país y dieron detalles sobre las exigencias planteadas por el organismo.

El Gobierno insiste en que el plan aprobado es obra suya.

Estas "eventuales ampliaciones se canalizarán a través de los programas Asignación Universal por Hijo, Asignación Universal por Embarazo y Asignaciones familiares (incluidos monotributistas)".

Es por 36 meses y, para el gobierno, el acuerdo "refuerza nuestro compromiso con la eliminación de los desbalances económicos que han aquejado a nuestro país por décadas". "Como lo hemos destacado anteriormente, se trata de un plan concebido e instrumentado por el gobierno argentino y que pretende fortalecer la economía en beneficio de todos los argentinos", destacó la francesa. En cuanto a la inflación, el pacto no cita un objetivo pero los analistas privados la elevan al 27%, tras una devaluación que ya se nota en los precios. "Vamos a enviar un proyecto de ley para dotar de mayor autonomía al Banco Central ", anunció el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne. En cuanto a las previsiones inflacionarias, el acuerdo con el Fondo prevé para 2019 una suba del 17%; para 2020, 13% y para 2021 del 9%. Además, las autoridades se han comprometido a no interferir en la "libre flotación del dólar".

A este crédito se le sumarán otros u$s5.650 millones, provenientes del Banco Mundial (u$s1.750 millones), u$s2.500 millones del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y u$s1.400 millones del Banco de Desarrollo de América Latina (CAF).

Compartir