Un avión turco con 162 pasajeros cae en acantilado sin dejar lesionados

Compartir

Los 162 pasajeros que iban a bordo del vuelo de la línea Pegasus que salió desde la capital turca Ankara vivieron una jornada de terror en momentos que aterrizaban en Trevbisonda.

Los 162 pasajeros, 2 pilotos y 4 tripulantes de cabina, han sido desembarcados de forma segura desde el avión.

El avión se deslizó a lo largo de un barranco fangoso y se detuvo a pocos metros del mar. Las imágenes de CNN en Turquía muestran cómo las ruedas quedaron atrapadas en el acantilado que descendía hacia el mar Negro.

Conforme ha detallado el gobernador de la ciudad de Trebisonda, Yucel Yavuz, "todas las personas que se encontraban en el avión han sido rescatadas ilesas, y se ha abierto una investigación para aclarar las causas del accidente". Una de las pasajeras, Fatma Gordu, ha relatado a la agencia de noticias Anadolu el pánico de los pasajeros."Comenzamos a inclinarnos hacia un lado, luego al frente, hubo pánico, la gente gritaba y gritaba", dijo.

Debido a lo acontecido el aeropuerto estuvo cerrado durante la noche y ahora se encuentra operativo solamente para vuelos locales.

Compartir