Fepade investiga caso Odebrecht por delitos electorales

Compartir

La Comisión de Justicia del Senado de la República concluyó este miércoles la ronda de comparecencias de los 20 candidatos a presidir la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade), y determinó que este jueves emitirá el dictamen sobre la idoneidad de los aspirantes.

Durante su comparecencia, los aspirantes garantizaron que, de ser electos, su labor en la Fepade sería autónoma e imparcial para perseguir delitos electorales, y aseguraron no tener ligas partidistas.

Hasta el mediodía sólo se habían presentado tres de los 11 candidatos, ello por las dificultades de acceso al Senado, por lo que la Comisión de Justicia decretó un receso.

El senador del PT-Morena, Luis Humberto Fernández, dijo que la fiscalía tiene un rezago de siete años y cuestionó la propuesta de mantener un modelo que no resuelve el atraso, además de que cuestionó que no se haya informado de los avances en el caso Odebrecht, luego de que el ex procurador General, Raúl Cervantes, afirmara que estaba lista la investigación.

"Sé que hay temas que socialmente causan mayor alarma, mediáticamente son más sonados, hay otros 4 mil 999 casos que tal vez nadie conozca dentro del organismo, no por ello quiere decir que es una fiscalía que no tiene asuntos importantes", justificó quien se desempeñaba como director general jurídico de la dependencia.

Ante los senadores, Petit González reprochó la falta de un fiscal anticorrupción y advirtió que la Fepade se podría estancar si no se le ratifica como fiscal electoral. "En este caso y en los demás tenga la certeza de que se está trabajando y llevando a cabo las diligencias necesarias de acompañamiento con las instancias nacionales e internacionales que se tenga qué hacer, de manera transversal y en todos los ámbitos de gobierno", aseguró. "Es por ello que aun y cuando reconozco la trayectoria del resto de los aspirantes, considero oportuno precisar que en esta etapa del proceso electoral cualquier perfil ajeno a la fiscalía, puede implicar un estancamiento o desaceleración en los trabajos de la institución de manera natural", explicó Alejandro Porte Petit, encargado de despacho Fepade.

Compartir