Le manda a su madre una foto que no debería

Compartir

Esta es la historia de un descuido y de la vergüenza pública que pasó al darse cuenta de su equivocación. Sí, Maison Vallance está muy enamorado de su novia Meghan. Sí, son unas cuerdas con las que (según los internautas) ata a su novia durante sus relaciones sexuales. Tan estable, que a los dos meses ya se la presentó a su madre. Cuando él fue a buscarla, se dio cuenta que Meghan la tenía puesta. Y, como él mismo dice en su tuit: "Hice esta foto para que mi madre supiera que encontré la camisa, pero Meghan es demasiado guapa como para no publicarla".

Porque, al ver la imagen, un amigo de Maison notó un detalle de la foto que no había visto antes. "Me voy a arrepentir en el momento en el que lo pregunte. ¿pero las sogas?"

Y es que en la foto aparecen unas cuerdas amarradas a la cabecera de la cama, quedando al descubierto su juego erótico.

Compartir