Sistema de Salud evitó brote epidémico por sismo: José Narro

Compartir

No hay ningún, ningún interés en la Secretaría de Salud en favorecer un proceso privatizador de las instituciones públicas de salud, no lo hay, contundentemente lo digo, entendiendo que estoy bajo protesta de decir la verdad y solamente la verdad.

Por ello, agregó, se asumió el compromiso, en el Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018, de proveer una red de protección social que garantice el derecho de acceso a la salud a todos los mexicanos y se evite que problemas inesperados de salud o movimientos de la economía sean un factor determinante en su desarrollo.

"En 2013, 2 mil 396 millones a la baja; en 2014, 9 mil 437 millones a la baja; en 2015, un recorte, el máximo, de 13 mil 75 millones, negativo al presupuesto inicialmente aprobado; y en 2016, desde luego, también un presupuesto que sufrió recortes de 8 mil 500 millones de pesos", señaló el panista.

En su mensaje inicial ante los senadores de la Comisión de Salud, mencionó que el sistema público de salud de México demostró que responde "satisfactoriamente en el trabajo cotidiano pero también lo hace frente a la emergencia que se presenta y, recientemente, con mayor frecuencia".

Al comparecer ante la comisión de salud del Senado de la República, el titular del sector salud destacó que en el marco de la emergencia por los sismos de septiembre pasado, en la Ciudad de México se logró la reconversión hospitalaria, que permitió liberar 3 mil camas de hospitales y permitir así la atención de los heridos.

Recordó que, hasta el martes pasado, había en Puebla, Morelos y la CDMX 54 personas hospitalizadas por los sismos.

La senadora Lilia Guadalupe Merodio Reza, del Partido Revolucionario Institucional (PRI) destacó que ante los diversos desastres naturales que han afectado el país, el sector salud respondió con oportunidad y eficiencia la demanda de atención médica, a la vez que se establecieron protocolos sanitarios en las zonas afectadas.

Con esta infraestructura, ahondó, se atienden casi 4 mil 400 mil nacimientos diarios, cerca de 10 mil cirugías y más de 16 mil hospitalizaciones en instituciones públicas de salud.

Las críticas por la falta de cumplimiento en el sector salud se repitieron a través de los senadores Luis Humberto Fernández, del PT, quien reprochó que el gasto en servicios médicos en el país sea de sólo 6.2% del PIB, cuando en la mayoría de los países de la OCDE es de 18%.

Dijo que los 900 mil trabajadores del sector salud "están rebasados", pues no tienen equipo suficiente ni medicamentos para laborar y no cuentan con los elementos necesarios para satisfacer las necesidades de los usuarios. "Sin duda es un estado de salud que puede mejorarse, que debe mejorarse", dijo.

Compartir