Niña sufre quemaduras por aplicarse un tatuaje temporal en Egipto

Compartir

Una niña de siete años de edad sufrió graves quemaduras luego de ponerse un tatuaje de henna negra durante sus vacaciones que pasaba con sus padres en Egipto.

El incidente dejó cicatrices en su brazo, de acuerdo al medio británico Mirror, y el hotel donde le hicieron el tatuaje afirmó que el problema no era la henna sino la piel de la niña, según le dijeron a Martin, padre de Madison.

El respecto, el hotel, quien es el que ofreció el servicio de tatuaje temporal, aseguró que no fue culpa de la henna, sino de la piel de la menor. Martin añadió: "En parte es culpa mía porque yo no sabía el peligro, pero también es culpa del salón por utilizar productos químicos peligrosos en los niños".

Tatuajes Henna heridas niña
Niña sufre graves quemaduras tras aplicarse un tatuaje temporal

Cabe destacar que la henna tradicional no es de color negro sino de un tono café cobrizo, al ser colocado sobre la piel, la henna suele permanecer en la forma en que fue desarrollado el dibujo aproximadamente una semana, tras este período, comienza a desvanecerse con el baño y su trazo diluido pasa del café a un rojo suave y finalmente al anaranjado. La henna es una planta nativa de algunas regiones de África, Asia y zonas áridas de Australia (su nombre científico es Lawsonia inermis). Este tipo de decoración, conocida como "mehndi", se usa hoy en muchos lugares para decorar la piel en festivales y celebraciones culturales.

Las afectaciones a menores a causa de los tatuajes de henna incluyen enrojecimiento, ampollas, lesiones rojas supurantes, pérdida de pigmentación, aumento de la sensibilidad a la luz solar, e incluso cicatrices permanentes.

En caso extremos puede provocar insuficiencia renal grave y la muerte.

Compartir