Marcha Verde dice está preparada para manifestación cívica de este domingo

Compartir

Miles de personas marcharon ayer en la capital de la República Dominicana para reclamar el fin de la corrupción y la impunidad, en medio de las investigación que se realizan en el país por los sobornos que la constructora brasileña Odebrecht aseguró haber pagado en el país entre 2001 y 2014.

Señalaron que los corruptos han logrado crear otra especie de República Dominicana, forzando a millones de valientes quisqueyanos a irse al exterior " obligandonos a enfrentar todos los obtáculos que implica emigrar para salvar a su familia en el país.

Igualmente, según este colectivo, los dominicanos se movilizaron en países, como Estados Unidos y España.

Tras la movilización en Santo Domingo, que transcurrió de manera pacífica, "Marcha Verde" leyó un manifiesto en el que pidió el sometimiento a la Justicia del mandatario Danilo Medina, por entender "que existen claros indicios de responsabilidad de su Gobierno" en la licitación "irregular y la sobrevaluación" de la termoeléctrica Punta Catalina, que construye en el sur del país un consorcio encabezado por Odebrecht.

Entre esos funcionarios mencionaron a Abel Martínez, ex presidente de la Cámara de Diputados y actual alcalde de Santiago; al presidente del Senado, Reinaldo Pared Pérez; a la actual presidenta de la Cámara de Diputados, Lúcía Medina; a Vicente Bengóa, ex ministro de Finanzas, al igual que a Simón Lizardo.

La multitudinaria manifestación que procura el fin de la impunidad fue valorada por figuras políticas, quienes participaron en la marcha.

Convocamos a las mujeres y hombres de trabajo, a los comerciantes, empresarios, religiosos, estudiantes, pensionados y a todo el pueblo dominicano a una gran unidad nacional para intensificar la lucha verde contra la corrupción y la impunidad en cada paraje, municipio y provincia, destaca la proclama.

Por el caso también están imputados los senadores Julio Cesar Valentín y Tommy Galán, del oficialista PLD; y el diputado Alfredo Pacheco, del PRM, quienes gozan de inmunidad.

Compartir