Federer se consagró en Wimbledon por octava vez

Compartir

El suizo es el tenista más viejo en ganar el torneo del All England Club en la era profesional. Se trata de su segundo gran torneo esta temporada tras Australia, y su primer Wimbledon desde 2012. Así rompió la igualdad que mantenía en Wimbledon con el británico William Renshaw, hombre récord en los albores de este grande, y el estadounidense Pete Sampras, ya en la Era 'Open', con siete.

El 19 de octubre de 2016 viajó a Mallorca y acompañó a Rafael Nadal en la inauguración de su academia de tenis.

Federer, tercer cabeza de serie en el certamen, se impuso en la final del All England al croata Marin Cilic (7) en sets corridos, por 6-3, 6-1 y 6-4. Por ello no sorprendió que este terminara 6-3 para el suizo.

Tras ello, Cilic se recompuso y salió a la cancha, ganó bien su servicio, pero fue incapaz de arañar a un Federer que pareció entender que estaba en sus manos tolerar que el croata se metiera en el encuentro o acabar de hundirle.

Este domingo, el suizo venció a Marin Cilic por 6-3, 6-1 y 6-4 en una hora y 41 minutos para quedarse con la corona de Londres luego de cinco años. Las cifras documentan esta condición, ya que 'Fed' arriba al último partido sin ceder un solo set en las dos semanas, tal y como hizo en las ediciones de 2006 y 2008, y pletórico de moral. "Tiene que creer que puede hacerlo", había dicho Goran Ivanisevic, el único croata campeón de Wimbledon, en 2001, y entrenador de Cilic cuando ganó el título en Nueva York hace tres años, su único Grand Slam. Elevó a 19 su récord de victorias en torneos de grand slam.

El de Basilea no cedió ningún set en todo el torneo y así obtuvo su segundo Grand Slam de la temporada, que se une al conseguido en el Abierto de Australia el pasado mes de enero ante el español Rafa Nadal. De momento figura empatado a títulos con Rafael Nadal este año.

"El ganar un título sin haber perdido un solo set es algo mágico", admitió el suizo. Tras perderlo por amplio margen (7-2), Geller -número 1497 del mundo- tuvo errores de concentración y recibió asistencia médica, por molestias lumbares, en la segunda y última manga, que Davidovich Fokina se llevó basado en la contundencia de su saque y sus tiros ganadores.

Yo viví en la era de Roger Federer, esa es la frase que acompañará a nuestra generación y sobre todo a los amantes del tenis.

Después de dejar de jugar el año pasado para recuperarse de un problema en la rodilla -había perdido con el canadiense Milos Raonic en semifinales, y en cinco sets-, Federer volvió con todo en la temporada 2017: ganó en Melbourne y se quedó con los Master 1000 de Indian Wells y Miami.

Compartir