Cuba se niega a negociar con Trump "bajo presión o amenaza"

Compartir

Cuba no extraditará a Estados Unidos a ciudadanos reclamados por la Justicia de ese país, que "carece de base política y legal para reclamarlos", afirmó este lunes en Viena el ministro de Relaciones Exteriores de la isla, Bruno Rodríguez.

Trump dejó sin efecto algunos aspectos del histórico acercamiento anunciado a finales de 2014, que llevó a Washington y La Habana a reanudar sus nexos diplomáticos en 2015, tras medio siglo de ruptura.

"Al pueblo cubano nada ni nadie le hará doblar sus rodillas", insistió la representante permanente alterna, Ana Silvia Rodríguez. El mandatario estadounidense anunció el viernes en un teatro de Miami, rodeado de anticastristas el endurecimiento del embargo, vigente desde 1962, la limitación de los viajes y la prohibición de los negocios con empresas cubanas administradas por militares. "Pero al tiempo tiende la mano a Washington para no descarrilar la normalización bilateral: "[Cuba] reitera su voluntad de continuar el diálogo respetuoso y la cooperación en temas de interés mutuo".

"No será una directiva presidencial de los Estados Unidos la que pueda torcer el rumbo soberano de Cuba, como no pudieron hacerlo mas de 50 años (.) ¿Con que podrían amenazarnos hoy que no hayan hecho ya antes y fracasado?", añadió Rodríguez, quien calificó de "grotesco espectáculo" el escenario en que Trump delineó su nueva política hacia la isla.

Pero también critica, como hizo Fidel Castro después de la visita de Obama a la isla, su "carácter injerencista" y su "objetivo de hacer avanzar sus intereses en la consecución de cambios" en Cuba.

En alusión a la advertencia de Trump de que no levantará las sanciones sobre el régimen cubano hasta que todos los prisioneros políticos sean liberados, el gobierno del presidente Raúl Castro rechazó la "manipulación con fines políticos y el doble rasero en el tratamiento del tema de los derechos humanos". En cualquier artículo de eju.tv, cualquiera puede reportar a Facebook el comentario que le resulte desagradable marcándolo en el menú de la derecha.

Compartir