Del Potro consoló a tenista tras sufrir lesión en pleno partido

Compartir

En París Juan Martín Del Potro, se clasificó a la tercera rueda de Roland Garros tras el abandono por lesión de su rival, el español Nicolás Almagro, cuando el tandilense ganaba 6-3, 3-6 y 1-1 y 15-0 con el servicio.

Almagro acababa de ganar el tercer set y sus opciones de ganarle la partida a Del Potro eran mayores.

Después de retirarse oficialmente cuando el partido estaba empatado en 6-3, 3-6 y 1-1, Almagro se sentó en su silla, Del Potro se colocó a su lado y siguió consolándolo.

Almagro se tuvo que retirar en los octavos del Torneo de Roma, el 17 de mayo ante Nadal, por problemas en su rodilla izquierda, de la que se resintió este jueves.

El argentino, que de esta forma avanzó a la tercera ronda, podría cruzarse allí con el número uno del mundo, el escocés Andy Murray, quien enfrenta al eslovaco Martin Klizan.

El propio Del Potro sufrió un tirón muscular en el aductor a mitad del primer set, lo que comprometió su continuidad en el partido.

Del Potro, ubicado en el 30° puesto del ranking mundial de la ATP, tuvo un comienzo arrollador en su partido de segunda ronda. El argentino consoló al tenista español.

Desde el fondo de la pista, el español renunció a correr a un saque del trasantino, dobló el tronco, se echó las manos al rostro y rompió en llanto. Luego de ello, se tiró de espaldas a la arcilla para estar varios segundos sin moverse. El árbitro del juego y Del Potro acudieron a ayudarle, incluso este último lo abrazó.

Otro duelo con mucha historia fue el que protagonizaron los españoles Feliciano López y David Ferrer, ambos de 35 años, con victoria para el primero (7-5, 3-6, 7-5, 4-6 y 6-4).

Este último perdió ante el uruguayo Pablo Cuevas (N.22), triple 6-4, en tercera ronda por tercer año consecutivo.

Tres veces cuartofinalista en Roland Garros, el español ya había advertido tras ganar en primera ronda al chipriota Marcos Baghdatis que su rodilla no estaba totalmente recuperada. Ese fue el peor momento para el tandilense, ya que con escasa movilidad, Almagro estiró la ventaja a 4-1 y luego se llevó el set por 6-3 para dejar el partido igualado.

Compartir